el estrés laboral

El estrés, 31 razones perjudiciales para evitarlo

bienvenido a este nuevo artículo, hoy te hablaré en profundidad sobre el estrés. Todos sabemos lo que es sentirse estresado, pero no es fácil precisar exactamente lo que significa el estrés.

Cuando decimos cosas como, “esto es estresante” o “estoy estresado”, podríamos estar hablando de: Situaciones o eventos que nos causan mucha tensión; un  ejemplo, son los momentos en los que tenemos mucho que hacer y en los que pensamos, o no tenemos mucho control sobre lo que sucede.

Por tal razón, aquí abordaré en sí lo que significa el estrés, tipos, qué puede causarlo y cómo puede afectarte. Incluye información sobre las formas en que puedes ayudarte a ti mismo. ¡Así que comencemos!.

El estrés ¿Qué es?

Es la forma en que tu cuerpo responde a cualquier tipo de demanda o amenaza. Cuando sientes el peligro, ya sea real o imaginario, las defensas del cuerpo se ponen en marcha en un proceso rápido y automático conocido como la reacción de “lucha o huida” o la “respuesta al estrés”, esta respuesta no es otra cosa, que la reacción del cuerpo a protegerte.

El estrés que és

Cuando funciona correctamente, te ayuda a mantenerte concentrado, con energía y alerta. De igual forma, puede ayudarte a enfrentar los desafíos. Es lo que te mantiene alerta durante una presentación en el trabajo, agudiza tu concentración cuando intentas lanzar un tiro libre ganador o te lleva a estudiar para un examen cuando prefieres ver la televisión.

Ahora bien, si con frecuencia te sientes agotado y abrumado, es hora de tomar medidas para que tu sistema nervioso vuelva a estar en equilibrio. Puede protegerse a sí mismo, y mejorar su forma de pensar y sentir, aprendiendo a reconocer los signos, síntomas del estrés crónico y tomando medidas para reducir sus efectos perjudiciales.

Los tipos de estrés que debes vigilar

1- El agudo: Es causado por las diferentes exigencias del día a día, en ocasiones resulta normal cierto grado de estrés, en el trabajo, la familia y quizás las relaciones sociales, pero cuando se sobre pasa de estimulante, no es conveniente para la salud física, mental y emocional.

2- Agudo episodio:  Las personas que presentan ritmo de vidas muy acelerados, con múltiples responsabilidades, padecen de este tipo de nerviosismo, además siempre se les observa irritado, ansioso y con mal carácter. Es necesario vigilarlo debido a que pueden presentar constantes dolores de cabeza, de pecho y problemas cardíacos.

3- De tipo crónico: el que requiere de mayor atención, puede llevar a quien lo padece a no ver la solución a su agonía , causándole constantes depresiones, infarto o una apoplejía, peor aún  conduciéndolo al suicidio.

Este tipo de estrés debe ser atendido por especialistas, para que con diferentes terapias se logre el equilibrio, de la mente el cuerpo y el alma.  

Causas del estrés

Las situaciones y presiones que se conocen como estresantes, pueden ser detonantes. Normalmente pensamos que los estresantes son negativos, como un horario de trabajo agotador o una relación inestable. Sin embargo, cualquier cosa que te exija mucho puede ser estresante.

Esto incluye eventos positivos como casarse, comprar una casa, ir a la universidad o recibir un ascenso. Por supuesto, no todo el estrés es causado por:

Factores externos

– Trabajo o escuela.

– Dificultades en las relaciones.

– Problemas financieros.

– Estar demasiado ocupado.

– Los niños y la familia.

 También puede ser interno o autogenerado.
El estrés crónico
Cuando te preocupas excesivamente por algo que puede o no suceder, o tienes pensamientos irracionales y pesimistas sobre la vida. Por último, lo que causa el estrés depende, al menos en parte, de su percepción del mismo. Ejemplo de ello:

– Pesimismo.

– Incapacidad de aceptar la incertidumbre.

– Pensamiento rígido, falta de flexibilidad.

– Auto-complacencia negativa.

– Expectativas poco realistas/perfeccionismo.

– Actitud de todo o nada.

31 Razones perjudiciales para evitar el estrés 

Tu sistema nervioso, no es muy bueno para distinguir entre las amenazas emocionales y físicas. Así que, si estás super estresado por una discusión con un amigo, una fecha límite de trabajo o una montaña de facturas por pagar, tu cuerpo puede reaccionar con la misma fuerza que si estuvieras enfrentando una verdadera situación de vida o muerte.

Por ello, cuanto más se activa tu sistema de nerviosismo de emergencia, más difícil  será apagarlo. Si usted tiende a estresarse con frecuencia, como muchos de nosotros en el exigente mundo de hoy, su cuerpo puede estar en un estado de agobio elevado la mayor parte del tiempo, eso puede conducir a graves problemas de salud.

El estrés crónico perjudica todo nuestro cuerpo, todos sus sistemas. Se deja claro que se puede suprimir el sistema inmunológico, alterar gravemente todo el sistema reproductivo y digestivo,  lo que conduce a quien lo padece,  sufrir de un ataque cardíaco y con probabilidades de un derrame cerebral.

Incluso puede re-configurar el cerebro, dejándolo más vulnerable a la ansiedad, la depresión y otros problemas de salud mental.  Además puede causar:

  1. Depresión y ansiedad.
  2. Dolor de cualquier tipo.
  3. Problemas de sueño.
  4. Enfermedades auto inmunes.
  5. Problemas digestivos.
  6. Las condiciones de la piel, como el eccema.
  7. Enfermedad cardíaca.
  8. Problemas de peso.
  9. Cuestiones de reproducción.
  10. Problemas de pensamiento y memoria.

Síntomas cognitivos

  1. Problemas de memoria.
  2. Incapacidad de concentración.
  3. Mal juicio Viendo sólo lo negativo.
  4. Pensamientos ansiosos o acelerados.
  5. La constante preocupación.

Síntomas emocionales

  1. Depresión o infelicidad general.
  2. Ansiedad y agitación.
  3. Mal humor, irritabilidad o ira.
  4. Sentirse abrumado.
  5. La soledad y el aislamiento.

Síntomas físicos:

  1. Dolores y molestias.
  2. Diarrea o estreñimiento.
  3. Náuseas, mareos.
  4. Dolor en el pecho, frecuencia cardíaca rápida.
  5. Pérdida del deseo sexual.
  6. Resfriados o gripe frecuentes.

Síntomas de comportamiento

  1. Comer más o menos.
  2. Dormir demasiado o muy poco.
  3. Retirarse de los demás Postergar o descuidar las responsabilidades.
  4. Usar alcohol, cigarrillos o drogas para relajarse.
  5. Hábitos nerviosos(ejemplo: morderse las uñas, caminar de un extremo a otro ).

Los 10 principales eventos estresantes de la vida

Escala validada según Holmes y Rahe,  los diez  eventos estresantes de la vida de los adultos que pueden contribuir a la enfermedad:

  1. La muerte de un cónyuge.
  2. Divorcio.
  3. Separación matrimonial.
  4. Encarcelamiento.
  5. Muerte de un familiar cercano.
  6. Lesión o enfermedad.
  7. Matrimonio.
  8. Pérdida de trabajo.
  9. La reconciliación del matrimonio.
  10. Jubilación.

Cuándo saber que el agobio, ya es demasiado

Debido al daño generalizado que puede causar el nerviosismo, es importante conocer su propio límite. Pero la cantidad de agobio que es “demasiado” difiere de una persona a otra.

De hecho, algunas personas parecen ser capaces de rodar con los golpes de la vida, mientras que otras tienden a desmoronarse ante pequeños obstáculos o frustraciones. Algunas personas incluso prosperan con la emoción de un estilo de vida de alto nivel estresante.

Solo tú puede saber si esta disminuyendo

Saber a ciencia cierta si existen, fuertes respuestas favorables o negativas en nuestro cuerpo y que se verán reflejada en el momento o con el tiempo, eso  te lo dirá tu organismo; la importancia de cualquier impacto emocional o físico causado por una eventualidad programado o no, te alertara. 

Establezca sus prioridades para mejorar el estrés

El asunto esta, en tener la conciencia activada para que el agobio no cause ningún tipo de desequilibrio en el sistema general del cuerpo, sino que seas capaz de controlar todas aquellas situaciones abrumadoras.

También te puede ayudar esos temas:

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll to Top